Psicología

Desde el primer día trabajamos en el estímulo para que nuestros  niños  sean seguros y sientan confianza al expresar sus sentimientos, lo logramos  con   la afectividad.

Los reconocemos como  personas valiosas y respetadas.

Los niños en GEMA también  aprenden sobre el   respeto a la diferencia.

La bondad, la responsabilidad y el civismo  son nuestros  indicadores  para lograr una sana convivencia entre nuestros niños.